21 ago. 2014

Tielmes 9/8/14

A Toro Riesgo!!!!

ENCIERRO TIELMES 9/8/14

En la mañana del sábado a las 10 comenzaba el encierro. A diferencia del jueves por la tarde, fueron Tres carreras, una con los seis novillos de la corrida y una tercera con los de capea. En esta ocasión la novillada era más fuerte, con erales de Saltillo, los nombres y números eran los siguientes: 2 Lobito cárdeno claro, 18 Fabiolo Cárdeno,22 Sandiero negro entrepelado, 25 Olivero cárdeno entrepelado y el 36 Gallito cárdeno.

El recorrido del encierro apenas tiene talanqueras, y son muy pocos los lugares donde el espectador puede ver el encierro. Los novillos son soltados desde la calle de la Cruz esquina con calle Real, y discurren por la calle de la Cruz, siguen rectos por la plaza de la Iglesia y giran a la derecha en la única curva del recorrido para entrar en bajada en la plaza rectangular. La primera parte es en ligera subida, y la parte final va descendiendo, ganando pendiente según se acerca a la plaza. Prácticamente todo el recorrido es entre casas, estando las zonas de ventanas con rejas ocupadas por “espectadores” que están viendo el encierro y que en el último momento se suben a estas si ven peligro. Las únicas zonas con talanqueras son al llegar a la plaza de la Iglesia, en la que tiene talanqueras de barrotes metálicos verticales, donde la gente se asoma a ver el encierro y en la curva de entrada en la plaza. Aunque casi todo el encierro es prácticamente recto, es un encierro muy técnico, con bordillos, entre casas, las calles se estrechan y ensanchan en diferentes zonas, hay bastantes espectadores dentro del recorrido y en los pocos barrotes existentes hay mucho público viendo el encierro que casi no deja entrar a los mozos que van corriendo. Por todo esto, son muy pocos los corredores capaces de correr en la cara en el encierro de Tielmes, siendo un encierro en el que se intenta parar a los astados casi en la salida para recortarlos, en un pequeño ensanchamiento que existe.

La suelta con los erales de lidia fue rápida, comandada por cinco de los seis bravos, fuertes, avispados, mirando, uno de ellos perdió un poco las manos al entrar en la plaza de la Iglesia y al reponerse salió peligrosamente hacia el lado derecho de la calle. Cerrando la compacta manada iban los tres cabestros y el novillito más pequeño y recogido. Manada muy compacta hasta el final y bonitas carreras para empezar la mañana.

A continuación se soltó al número 24 de la ganadería de Ribera de Campo Cerrado. Bonito toro colorado chorreado. Se le recortó de salida y los bueyes hicieron solos el recorrido. El tramo final fue con un tranco corrido, lo que permitió ver carreras templadas, guardando metros de seguridad. Después salió el toro número 9, cárdeno, de Flor de Jara. Ganadería característica de la sierra madrileña, con un encaste precioso mezclando el santa coloma y el Buendía. Unos toros con ese picante que tanto gusta al aficionado, en una corrida de esta ganadería siempre esta presente ese punto de no saber que va a pasar, esa incertidumbre, ese peligro, eso por lo que nadie pierde un detalle, ni se pestañea, ni que decir los que están delante de estos bellos toros. El toro salió reservón, observando, muy parado, sin querer saber nada de los bueyes. Poco a poco conducido hasta la plaza, dando distancia, ya que el toro media, en pocos segundos sabía donde estaba, y es lo que tienen los santa coloma, que aprenden mucho.


Fotos realizadas by Goyo Majolero