2 oct. 2012

Encierro Becerril 15 de septiembre de 2.012. Concurso de ganaderías

A Toro Riesgo!!!!


Encierro Becerril 15 de septiembre de 2.012. Concurso de ganaderías.

Con retraso de 20 minutos, a las 11:50 empezaba el encierro. Esto es lo que pasa si el que trae los cabestros los lleva también a Galapagar, que aunque los mansos no eran los mismos, los responsables del ganado sí lo fueron. En principio debería dar tiempo, pero si en Galapagar ya se empieza con retraso, este se va acumulando.

El recorrido el principio es bonito, el corral de suelta esta en la Calle Maliciosa Becerril, más o menos en la intersección con la Calle de Peña Quintero, bajan toda esta calle, sin apenas vallado, gira 90º a la derecha, cruza la Av. de José Antonio (M-617) y entra en la zona que no nos gusta nada, un tramo peligrosísimo, tanto para corredores como para animales, después de saltar la acera (con sus correspondientes bordillos) hay una zona de “tierra” con piedras sueltas en bajada, con una pendiente fuertísima. Creemos que si en vez de hacer esta peligrosísima bajada, se gira de nuevo a la derecha por la Av. de José Antonio y se entra a la plaza portátil por la entrada del aparcamiento y donde se sitúan ahora los corrales, el encierro ganaría muchísimos enteros. Se tendría una larga recta con una doble curva de 90 º a la derecha donde los toros romperían y se templarían, en la recta de José Antonio prácticamente llana y ancha se verían muy buenas carreras, y la última zona en ligera bajada y con tierra de acceso a la plaza.

Dicho esto, sin ánimo de criticar, únicamente a modo de crítica constructiva, señalar la buena idea de este ayuntamiento de hacer un concurso de ganaderías por tercera vez consecutiva. Este año recorrieron las calles de Becerril de uno en uno novillos de Guadalest, La Laguna, Carmen Segovia, San Román, Valdeolivas y Hermanos Perez Villenas para la novillada con picadores de la tarde a cargo de los espadas Mazzantini, Mario Alcalde y Sebastián Ritter.

De uno en uno fueron bajando, los cabestros por delante, se repartieron las seis carreras seis mansos en tandas de tres. Precioso el quinto novillo, con bastante trapío. La plaza estaba llena, al igual que el recorrido tenía bastantes espectadores en los pocos sitios preparados para ver el encierro.

























































No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su comentario.